Polémica municipal por la nueva tasa que regula el uso de los edificios municipales

El Ayuntamiento sube las tasas por uso de edificios municipales

Nueva confrontación política en el municipio de Benissanó, motivada por una nueva tasa municipal que establece las cantidades económicas que deberán pagar los particulares o empresas que ocupen edificios públicos. Por un lado la postura de la agrupación socialista, en la oposición, se critica que esta actuación del equipo de gobierno resulta discriminatoria; los gobernantes del municipio, del PP, aseguran que ningún vecino va a pagar por ocupar los edificios públicos.

I.G.

Recientemente se ha aprobación una nueva ordenanza fiscal, que afecta a la utilización privativa o el aprovechamiento especial de inmuebles pertenecientes al Ayuntamiento de Benissanó. La agrupación socialista local denuncia que “entre las novedades introducidas se eliminan las diferencias entre empresas con ánimo lucrativo y las asociaciones a la hora de pagar por la utilización de los espacios públicos, aunque sean actos benéficos o sociales”, mientras que la alcaldesa (la popular Isabel Castellano) se reafirma en que “ningún vecino paga por ello”.

La agrupación socialista de Benissanó ha tildado de “antidemocrática” la nueva moción aprobada, porque “implica una subida general del 20%” en el uso de los edificios municipales. Los socialistas consideran “desorbitada” la cantidad que, por ejemplo, deberán abonar los interesados en utilizar el Teatro Municipal; en este caso, el uso (durante una hora) pasa de los 130 euros (para ‘entidades lucrativas’) o los 63 euros (para las ‘entidades no lucrativas’) a los 181 euros, “que deberán pagar desde ahora los usuarios, al margen de la finalidad del acto, tenga o no un ánimo mercantil”.

En este sentido, la portavoz del PSPV de Benissanó, Silvia Sanz, ha lamentado que el Partido Popular del municipio rechazase “las propuestas del grupo socialista para que se considerase un precio público, en lugar de una tasa municipal, de forma que se permitiera diferenciar entre las empresas que utilizan unas instalaciones con un objetivo lucrativo de aquellas que no lo tienen; somos el único municipio del Camp de Túria donde sus vecinos y asociaciones tengan que pagar por utilizar un edificio público financiado por todos”.

Por su parte, Castellano ha rechazado las denuncias realizadas por los socialistas y ha afirmado que “todas las asociaciones de Benissanó que realicen un acto por el bien del municipio disfrutarán gratuitamente de las instalaciones municipales” y puntualiza: “si un partido político, llámese PP o PSOE, quiere realizar un acto para sus militantes, deberá pagar por el uso y disfrute de los edificios y dependencias públicas”.

A pesar de lo afirmado por la primera edil de este municipio del Camp de Túria, la lectura de la ordenanza municipal no deja lugar a dudas al respecto. Así, en el artículo 2 de la moción podemos leer que “Constituye el hecho imponible de esta tasa la utilización privativa o aprovechamiento especial de las dependencias de inmuebles pertenecientes al Ayuntamiento de Benissanó”; siendo los sujetos pasivos de esta tasa, en concepto de contribuyentes, dice el artículo 3, “las personas físicas o jurídicas así como las entidades que soliciten o resulten beneficiadas o afectadas por la utilización privativa o aprovechamiento especial de los inmuebles de titularidad municipal”.

De hecho, nada dice la norma sobre gratuidad para ningún colectivo o asociación de Benissanó que quiera hacer un uso privativo de las instalaciones públicas, contrariamente a lo afirmado por la alcaldesa. Así, tal como aparece reflejado en el artículo 85 de la Ley 33/2003, de 3 de noviembre, del Patrimonio de las Administraciones Públicas, es uso privativo “el que determina la ocupación de una porción del dominio público, de modo que se limita o excluye la utilización del mismo por otros interesados”.

Por tanto, es pertinente afirmar que cualquier acto realizado por una asociación o colectivo de Benissanó en las instalaciones municipales implica un uso privativo del espacio municipal, con independencia de que sus fines sean el beneficio y mejora de esta población o sean otros; de este modo, si la alcaldesa del municipio afirma que no se cobrará a estas personas o asociaciones por dicho uso y disfrute, no es algo que quede acreditado por escrito en la normativa aprobada.

A pesar de que se le ha planteado dicha situación a Castellano, no se le ha aclarado a InfoTúria cuáles son las razones y quién determina qué asociación o colectivo va a disfrutar gratis de las instalaciones pagadas por todos los vecinos del municipio, y por qué puede que a una u otra entidad ciudadana o vecinal se le conceda tal privilegio.

2 Comentaris
  1. ¿ No sabe la alcaldesa lo que es una tasa? Porque malo si lo sabe y malo si no lo sabe. Utilizar las leyes a capricho es propio del autoritarismo más rancio. Es lo que hay.

  2. No es por nada, pero cuando se establece una tasa es para financiar el coste de un servicio por aquellos que se benefician de él. Si no se hace así, es el ayuntamiento el que con el dinero de todos (los que se benefician y los que no) debe financiar ese coste. Por tanto es tontería establecer una tasa si no se va a conseguir el objetivo que se persigue. Sería impensable hacer lo mismo con otro tipo de tasas: basura, reciclaje, etc. Entonces ¿porque esta tasa es la excepción? Se admiten propuestas.

Deixa una resposta

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.

logo infoturia roig

InfoTúria Periòdic del Camp de Túria · C/Belgrado, 17 · La Pobla de Vallbona · Tel. 962744555

Contacta amb InfoTúria ací

Llicència CC 3.0
Segueix-nos en