El equipo de gobierno de Bétera aprueba fijar en un 0,58% del valor catastral el tipo impositivo para el IBI

Camp de Túria
Pleno efervescente el que tuvo lugar el pasado jueves 5 de noviembre en Bétera en el que, pese a que se abordaron varios asuntos importantes para la población (entre ellos, el carácter y destino que se dará a los ingresos efectuados por la entidad ‘Ciudad Jardín de Bétera, SL’), acabó centrándose en un vibrante duelo dialéctico entre equipo de gobierno y los representantes de los partidos opositores respecto al Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

José García

InfoTuria (tanto en su edición digital como en la impresa) ya ha dado cuenta de los cambios sufridos por el IBI en los dos últimos años en Bétera. Básicamente la situación es la siguiente: el pago del IBI pasó de basarse en un 0,52% de valor catastral (en 2008) a un 0,68% (en 2009). A todo ello debe añadírsele que el valor catastral se modificó el año 2003 (aunque empezó a aplicarse en 2004) y está sujeto a un aumento anual de la base liquidable en un 10% (+ el IPC) durante 10 años; es decir, ese aumento anual finalizará en 2014.

Los grupos de la oposición presentaron recientemente una enmienda, en la que solicitaban que la base imponible no fuera del 0,68% sobre el valor catastral, sino del 0,52% (es decir, la cifra vigente en 2008). Ante esta propuesta, el equipo de gobierno retrasó la fecha de aprobación del cambio y, antes de aprobar la cifra definitiva (que ha pasado a ser el 0,58%), anunciaron esta decisión en varios medios de comunicación.

Por su evidente interés informativo, InfoTuria ha querido ofrecer a sus lectores un amplio reportaje: en él, los vecinos podrán saber qué dijeron los representantes de formación política en el pleno que sirvió para determinar la cifra que se aplicará en 2010, así como los argumentos que unos y otros esgrimieron.

Situación económica-financiera del Ayuntamiento
Antes de entrar a fondo en este asunto, portavoces de EU-Entesa y PSPV-PSOE tuvieron sendas intervenciones, en las que evaluaron el estado económico de las cuentas públicas de Bétera. Según explicaron, sus comentarios se basaban en la documentación que habían obtenido desde el propio consistorio.

La representante de EU-Entesa, Neus Sánchez, cifró en un 75% del presupuesto el pago correspondiente a la partida de ‘gasto corriente’, “básicamente salarios y mantenimiento del Ayuntamiento”. “Algo habrá que hacer cuando todos los ingresos del año se destinan a esos pagos y también se consume el remanente en Tesorería para poder hacer frente a esos pagos”.

A esto contestó la concejal de Hacienda, Mª Rosario Martínez: “Por eso no se había hecho una revisión del IBI en tantos años, porque había remanente de Tesorería”. Con ello confirmó que el motivo de la subida del IBI está en la falta de recursos para cubrir los gastos no extraordinarios del Ayuntamiento de Bétera, aunque afirmó que el consistorio “tenía liquidez”.

Mª Pilar Ros intervino en nombre del PSPV-PSOE, y lo hizo para acusar al equipo de gobierno de tener liquidez “gracias a las empresas y los pequeños comercios del pueblo, a las que no les están pagando ustedes las facturas que les deben” y cifró en casi 3 millones de euros la deuda que mantiene el Ayuntamiento de Bétera, tanto en facturas pendientes de pago como en préstamos e intereses acumulados. El alcalde, José Manuel Aloy, se mostró en desacuerdo con este comentario y con las cifras aportadas por la concejal socialista.

La propuesta del Ayuntamiento
Posteriormente se explicó el cambio que se iba a producir, de cara al año 2010, en cuanto al pago del IBI. Según Mª Rosario Martínez, “el tipo impositivo pasará de un 0,68% del valor catastral, que es lo que se ha pagado en 2009, a un 0,58% en 2010”. La concejal explicó que también se fraccionará el pago, con la intención de facilitar esta tarea a los contribuyentes “y sin que ello suponga ningún recargo” y anunció que la bonificación por domiciliación del recibo de este impuesto aumentará al 5%.

Mª Rosario Martínez justificó la anterior subida (del 0,52% al 0,68%) “en que se produjo un claro descenso en las recaudaciones en Impuestos de Construcciones y también influidos por las previsiones del gobierno central, que decía que en el año 2009 no habría crisis en España”.

“Viendo que el año 2009 ha resultado desastroso y el 2010 será mucho peor y viendo que el gobierno central va a subir el impuesto del IVA, el Ayuntamiento va a bajar el IBI, que es el único impuesto que está en nuestras manos”. Además, dijo que el aumento en el recibo no se debía tanto al % del valor catastral que se aplicara, sino de la subida que cada año incrementa en un 10% el valor la base liquidable de ese bien”.

Para acabar, la concejal de Hacienda puso el siguiente ejemplo: “Una vivienda que en 2009 ha pagado 1543,24 euros y que pagará en 2010 1495,11 euros hubiera pagado 335,18 euros de no haber existido la revisión catastral”. “Nosotros en ningún pleno hemos aprobado una revisión catastral”.

BLOC
Cristina Alemany, portavoz del BLOC en Bétera, hizo una lectura radicalmente opuesta sobre el modo de actuar del equipo de gobierno respecto a este incremento del % del valor catastral que debe aplicarse al pago del IBI: “Para nosotros resulta evidente, en primer lugar, que la labor de la oposición y de los vecinos de Bétera, opuestos a la subida del IBI, ha servido para hacer que el gobierno local admita su error y dé marcha atrás”.

“Además, de poco vale decir qué hubiera pasado si no se hubiera producido una revisión catastral. Esta se aprobó, se está actualizando anualmente y no puede volverse atrás, aunque quizá sería una buena opción solicitar la congelación de ese incremento del 10% anual”. “Se ha solicitado esa posibilidad, pero no parece factible”, le contestó la concejal de Hacienda.

La representante del BLOC dijo que “la rebaja es insuficiente, porque en términos reales sólo supone una rebaja del 4,5% en el pago de la factura. Seguimos reclamando que el porcentaje sea el 0,52% y consideramos esta acción claramente populista”, manifestó la representante nacionalista.

La concejal de Hacienda del Ayuntamiento de Bétera respondió que no le sorprendía este proceder, “ya que ahora el BLOC vota ahora en contra de bajar el IBI, al igual que el año pasado votó a favor de subir el IBI” y echó en cara a los partidos opositores que ninguno presentara alegaciones a la subida que entonces aprobaron los representantes de PP, Unió Valenciana y UPIB (Unió i Progres Independent de Bétera).

También añadió que “el Estado aportará, el próximo año, un 20% menos al Ayuntamiento de Bétera, lo que supondrá obtener 764.000 euros menos; a esto hay que añadir 340.ooo euros que el Ayuntamiento deberá pagar en concepto de IVA, tras la última subida de este impuesto, lo que supone que contaremos con un millón de euros menos”.

EU-Entesa
Neus Sánchez inició su intervención puntualizando al equipo de gobierno un dato: “Ustedes han dicho que, entre otras medidas, pretenden reducir gastos del Ayuntamiento despidiendo a los asesores que había en el consistorio, eliminando las subvenciones a los partidos y congelando los sueldos de los concejales. También hablaban de una rebaja del 10% en el salario del alcalde, que cifraban en 30.000 euros. Pero, consultando los presupuestos del propio Ayuntamiento de Bétera, consta que el sueldo del alcalde es de 55.360 euros”. “Es esa cifra, menos impuestos”, señaló José Manuel Aloy.

Respecto a la no presentación de alegaciones ante la subida del tipo impositivo, por parte de los partidos de la oposición, Neus Sánchez contesto que los partidos habían apostado por presentar quejas individuales de los vecinos, “que han sido del orden de 300 ó 400 cada mes” y también por recoger firmas contra esta subida”. La concejal de Hacienda dijo no tener constancia de ellas, pese a que la portavoz de EU-Entesa aseguró que habían pasado por el registro de entrada del Ayuntamiento de Bétera.

Posteriormente, Sánchez dijo haber acudido a la interventora del Ayuntamiento, para conocer el alcance de la bajada del IBI que se estaba sometiendo a debate. “En recibo que en el año 2008 era de 305 euros y que ha sido de 427 euros en 2009, será de 410 en 2010”. “Y en los recibos inferiores, el porcentaje de rebaja es aún menor”, añadió.

Mª Rosario Martínez recordó, en su turno de réplica que “la base impositiva es sobre el valor catastral de la vivienda”. “La auténtica subida en el recibo se debe a la subida del valor catastral y no al aumento del tipo impositivo”.

PSPV-PSOE
La primera en tomar la palabra en el PSPV-PSOE fue Amparo Doménech. “Si un pueblo está viéndose sometido a una revisión catastral, es un cargo de conciencia subirle el gravamen del IBI”. “También es un cargo de conciencia que los vecinos paguen por terrenos urbanizables sobre un 100% de su extensión, cuando muchos de ellos no han entrado en ningún PAI; y, en el caso de que lo hagan, no les acabaría correspondiendo todo el terreno, sino aproximadamente con la mitad, después de la reparcelación, aunque se habrán pasado varios años pagando por la totalidad del terreno”.

Pero también José Carlos Tórtola quiso aportar su visión respecto al asunto: “Se ha dicho que no presentamos alegaciones a la subida del la base impositiva. La oposición pidió que se celebrara un Pleno Extraordinario para plantear alternativas y el alcalde no ha tenido a bien a convocarlo; finalmente se ha convocado, según marca la ley, pero acabará celebrándose un miércoles, a las 12:00 de la mañana. No somos nosotros quienes no quieren debatir sobre este tema, sino ustedes”. A esto contestó el alcalde que se había cumplido con la legalidad en cuanto a la determinación de la fecha.

También dirigió José Carlos Tórtola una pregunta a la regidora de Hacienda: “si la situación económica y fiscal, como usted asegura, es tan buena en el Ayuntamiento, ¿para qué se sube el IBI?”. Y último añadió: “Usted habla de los recortes del gobierno central, pero oculta otro dato: que el gobierno de la Generalitat Valenciana va a recortar un 35% su aportación a los Ayuntamientos. ¿O eso no es también una merma en los ingresos a percibir?”. Desde el equipo de gobierno se admitió este dato.

CUBE
Manuel José Chover, portavoz del CUBE (Ciudadanos de Urbanizaciones de Bétera) logró que el equipo de gobierno admitiera que en el Pleno previsto para el 5 de Octubre (en el que se iba a aprobar que el tipo impositivo de cara a 2010 fuera del 0,68%) no se contemplaba la modificación de la base imponible sobre el IBI. En su réplica, Mª Rosario Martínez admitió que el equipo de gobierno se replanteó la cifra del gravamen a partir de la propuesta de la oposición.

“Dicen ustedes que el año pasado no conocían el alcance de la crisis, porque se fiaron de las previsiones de Zapatero en 2008, y por eso pasaron del 0,52% al 0,68%”. “Pero el mes pasado, en octubre de 2009, no tenían previsto bajar el porcentaje del tipo de gravamen, pese a conocer el alcance de la crisis y sus efectos en la economía de los vecinos… esto reafirma nuestra creencia en que la reacción de los ciudadanos es lo que les hecho cambiar de opinión y no ningún estudio de los técnicos municipales”, añadió Chover.

“Lo que está claro”, prosiguió, “es que, si los partidos de la oposición no hubiéramos presentado nuestra enmienda y la gente no hubiera mostrado su desacuerdo hacia el 0,68%, ustedes la hubieran aprobado con un 0,68% sin ninguna vacilación”.

El portavoz del CUBE criticó, asimismo, la elección de la cifra 0,58% “porque no existe ningún estudio que determine la idoneidad, es una cifra totalmente arbitraria. Más bien parece fruto de cierta improvisación y de una clara falta de criterios claros a seguir. La justificación de la concejal nos resulta algo demagógica y partidista”. La concejal de Hacienda insistió, en su contestación, en que esta cifra fue fijada por los técnicos.

También manifestó el portavoz del CUBE que “la rebaja real, del 2010 sobre el 2009, es de sólo un 4,47%. Pero sigue siendo un 39% superior a la del 2008”. “Y eso no es consecuencia de la revisión del catastro, porque ésta sólo es de un 10% anual + el IPC, que es un 24% en los dos últimos años aproximadamente. Es decir, existe un desfase de un 15% añadido.

Por último, Manuel José Chover expuso una duda: “Lo que no se entiende es cómo se puede permitir el Ayuntamiento ingresar menos dinero en 2010 por el IBI de lo que va a ingresar este año, si en 2010 habrá más gastos (por la subida del IVA, entre otros) que en 2009”. “Habrá más gastos en 2010 y, sin embargo, el tipo impositivo será mayor en 2009. Es algo que no se entiende, más allá de la proximidad de las fechas electorales”.

PP
El portavoz del PP en el Ayuntamiento de Bétera, Francisco Javier Alapont, comenzó su intervención explicando qué se paga en el IBI: “En este impuesto se incluye la tasa de basuras: nadie paga recibo de basuras porque ese servicio se incluye en éste impuesto. Luego se incluye el tipo impositivo, que en 2010 será del 0,58%. Y finalmente debe tenerse en cuenta el valor catastral, que es el valor que se le supone a un inmueble”. El portavoz de CUBE, en su réplica, recordó que “el impuesto de la basura ya estaba incluido en el IBI en 2008, cuando se pagaba un 0,52%. O sea, que no es eso lo que ha hecho aumentar la cuantía del recibo ni este año ni el siguiente”. Alapont se mostró de acuerdo con esa afirmación.

Luego dijo Alapont que “si bajar de 0,68% a 0,58% es considerado por algunos una bajada muy pequeña, y hay 10 puntos porcentuales, menor aún es la bajada de 0,58% a 0,52%, en la que sólo hay 6 puntos porcentuales”. A esto replicó la portavoz de EU-Entesa: “Si la diferencia del 0,58% al 0,52% es tan mínima, ¿por qué no lo dejan en el 0,52%, que es lo que piden los ciudadanos, y todos contentos? Pues yo se lo diré: porque la bajada, en términos reales, no es tan mínima”.

Alapont, a su vez, le dijo a Neus Sánchez que “se han dejado de ingresar 2 millones de euros respecto al año pasado y, por ello, los técnicos nos han dicho que debemos fijar el tipo impositivo en un 0,58% y reducir nuestros gastos, en términos de sueldos, ayudas destinadas a partidos políticos y a personal prescindible, como los asesores políticos”. “El 0,58% nos permitirá recaudar 800.000 euros el próximo año”, añadió el portavoz del PP.

En su turno de réplica, el socialista José Carlos Tórtola propuso que se fijara el tipo impositivo en un 0,52% y que, puestos a ahorrar gastos, “quedara en 2 ó 3 el número de concejales liberados del gobierno de Bétera. Así sí que se ahorraría dinero el Ayuntamiento”. Este argumento molestó mucho Alapont, quien habló de “otras poblaciones, gobernadas por el PSPV-PSOE, todos los regidores están liberados”. “Esto es un discurso populista”, admitió el propio Alapont, “pero si lo emplea usted yo también tengo derecho a usarlo”.

También admitió el portavoz del PP que el incremento del valor catastral no es algo negativo. “La actualización del valor catastral la pidió el anterior gobierno del PSOE. No es malo que suba el valor de los bienes inmuebles, pero en épocas como la actual se acaba notando en el pago de los recibos”. “Además, reitero una vez más que ninguno de los partidos de la oposición presentó alegaciones a esa medida que adoptó el actual gobierno el año pasado”, añadió Alapont.

Manuel José Chover se refirió a esto último comentario para puntualizar: “Contra una decisión política no caben alegaciones, sólo puede alegarse contra actuaciones que no respetan la legalidad. Ustedes aprueban sus propias propuestas porque tienen mayoría, y no podemos hacer nada. Cuando llegue el momento procesal oportuno presentaremos los recursos pertinentes. Y ya dictará el tribunal correspondiente la sentencia que estime adecuada. Pero no confundamos a nuestros vecinos”.

También explicó Chover que “ustedes echan la culpa de todo al aumento del valor catastral, pero deberían admitir que este incremento fue aceptado por la población sin ninguna queja. Es el aumento del tipo impositivo lo que ha despertado las quejas vecinales”.

Explicó también el portavoz del CUBE que el equipo de gobierno debería aplicar una política similar a la que emplean habitualmente las familias: “Por mucho que yo quiera que mi jefe me suba el sueldo, no me lo va a subir. Lo que yo debo hacer, por lo tanto, es gastar menos”. “Nosotros nos replantearemos el tipo impositivo cuando no exista una merma en nuestros ingresos por parte de las ayudas que nos asignan las instituciones autonómicas y nacionales”, le contestó el portavoz del PP.

Finalmente, la votación arrojó un resultado favorable a establecer los tipos impositivos para el pago del IBI en un 0,58% sobre su valor catastral, gracias a los votos de PP, Unió Valenciana y UPIB, frente a la negativa de PSPV-PSOE, CUBE, EU-Entesa y BLOC.

No Comments Yet

Deixa una resposta

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.

logo infoturia roig

InfoTúria Periòdic del Camp de Túria · C/Belgrado, 17 · La Pobla de Vallbona · Tel. 962744555

Contacta amb InfoTúria ací

Llicència CC 3.0
Segueix-nos en