La situación económica del consistorio poblano abre otro frente de ataques políticos entre PP y PSOE

Los socialistas poblanos no descansan en las fechas veraniegas y aumentan su cerco sobre la gestión económica de la corporación que dirige la popular Mari Carmen Contelles.

José García

Denuncian los miembros del PSOE de La Pobla de Vallbona que la “deficiente” gestión de la primera edil poblana está alcanzando cotas “denigrantes”. Sostienen los socialistas que se acumulan las facturas pendientes de cobro y, mientras los recortes en la dotación económica a los cargos públicos son mínimas, se priva a los niños que se escolarizan en la Guardería Pública Municipal de agua mineral “por falta de presupuesto”.

Aseguran los socialistas que el Atuntamiento de La Pobla acumula 660 facturas pendientes de ser abonadas a los proveedores, con un acumulado de 1,3 millones de euros: “Todo ello, pese a que la normativa vigente establece un máximo de 50 días como tope para satisfacer los mencionados débitos a esas empresas; pero algunas de las facturas pendientes se remontan a finales del año pasado y otras a principios del actual ejercicio económico”.

Entre las facturas pendientes destacan los socialistas la reposición de gasolina por un importe de 5.400 euros para los vehículos de la policía local, la inspección de obras, coches oficiales y depósitos de gasóleo de algunos centros educativos; la compra de libros para la biblioteca (301 euros); una comida para la firma de un acuerdo protocolario (632 euros); dulces para vinos de honor (350 euros); la adquisición de un teléfono inalámbrico (47 euros) para la guardería infantil; o la adquisición de pilas (5’4 euros) para las trabajadoras de ayuda a domicilio.

Paralelamente, denuncian desde el PSOE poblano que los padres y madres de los alumnos de la guardería infantil municipal deben traer botellas de agua mineral de sus propias casas para que puedan beber sus hijos debido a que el centro público carece de ellas por falta de presupuesto económico.

Los socialistas instan al equipo de gobierno a cambiar la “deficiente” gestión económica de la alcaldesa y su equipo de gobierno, “que aplica recortes denigrantes en áreas en donde no debe hacerlo, como es el caso del agua mineral para los niños de l’Escoleta, pero que sí tiene presupuesto para pagar más de 63.000 euros anuales al actual arquitecto municipal, pese al descenso de más del 70% en la actividad urbanística”.

Réplica del consistorio
Desde el Ayuntamiento de La Pobla de Vallbona, se responde que el consistorio “tiene falta de liquidez, aunque está trabajando por cambiar esta situación”. Esta falta de tesorería está implicando que exista un retraso en los pagos aunque, según el propio equipo de gobierno, “existen plazos con cada proveedor, a los que se les ha explicado cuándo y en qué circunstancias cobrarán”.

Para los dirigentes locales “el pago por parte del Ayuntamiento de La Pobla está garantizado y los plazos de cobro son inferiores a los de otras poblaciones de la comarca del Camp de Túria y de la provincia de Valencia: nosotros pagamos antes que otros muchos Ayuntamientos”, prosiguen estas mismas fuentes.

“Al igual que sucede con muchas empresas, el Ayuntamiento no ha podido pagar algunas de sus facturas, pero también hay muchos ingresos que aún no se le han abonado al consistorio”, añaden desde el consistorio poblano.

Respecto a las denuncias socialistas sobre l’Escoleta Infantil, critican desde el Ayuntamiento de La Pobla que se “trate de engañar a los padres” con ese tipo de afirmaciones: “Nunca ha habido ninguna partida destinada a ofrecer agua mineral a los niños: ni con el equipo de gobierno actual, del PP, ni en los dos años de gobierno del PSOE”.

 

No hi ha comentaris

Deixa una resposta

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.

logo infoturia roig

InfoTúria Periòdic del Camp de Túria · C/Belgrado, 17 · La Pobla de Vallbona · Tel. 962744555

Contacta amb InfoTúria ací

Llicència CC 3.0
Segueix-nos en