Rescatadas dos personas a punto de despeñarse por un precipicio

rescate

Estaban atrapadas en su vehículo en un barranco de Chelva

La tarde del 11 de diciembre, sobre las 20 horas la Central Operativa de Servicios de la Guardia Civil de Valencia, recibió un aviso en el que se informaba de que dos personas, entre ellas una menor de edad, se encontraban atrapadas en el interior de su vehículo con riesgo de precipitarse por un barranco, en Chelva.

En un principio, las coordenadas del lugar no coincidían con la ubicación real de los auxiliados, por lo que la Guardia Civil puso, de inmediato, un dispositivo de búsqueda y localización.

La Guardia Civil de la Pobla de Vallbona procedió a desplazarse hasta las inmediaciones del puente de la Mozaira, donde podrían encontrarse las víctimas. Estos son localizados en un vehículo, suspendido con las dos ruedas traseras en el aire, con un riesgo muy real de despeñarse por el barranco hacia el río Tuéjar.

Ante el peligro inminente, y a pesar de la falta de iluminación y ser una zona angosta, los agentes decidieron asegurar el vehículo mediante la colocación de piedras en las ruedas, junto con un anclaje directo al vehículo oficial.

Después de una complicada tarea, la rápida actuación y la pericia por parte de los agentes, posibilitó el arrastre del vehículo hacia una zona segura y el rescate de los dos ocupantes sin ninguna lesión.

Gracias a la profesionalidad y determinación que demostraron los participantes en esta actuación, lograron auxiliar a la víctima y al menor, evitando así un mal mayor.

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.