Banner papereria Ruiz

Las 25 campanas del Remei llegarán en carro tirado por 12 caballos decorado por Francis Montesinos

campanaEl nuevo carrillón será el mayor en la archidiócesis de Valencia

La iglesia Nuestra Señora del Remedio y de la Santísima Trinidad de Llíria celebrará mañana sábado la entrada y bendición de las 25 campanas de su nuevo carillón, que será el mayor en activo en la archidiócesis de Valencia una vez sea instalado la próxima semana.

La llegada de las campanas y su bendición tendrá lugar en la víspera de la solemnidad de la Santísima Trinidad, cotitular de la iglesia, y la previsión es que el carillón empiece a ser empleado de forma oficial el domingo 3 de junio, día del Corpus, explican fuentes de la Cofradía de la Virgen del Remedio, que ha promovido la fabricación del carillón.

Las campanas, que han sido fundidas en Italia, entrarán a las 17.30 horas con un carro tirado por doce caballos y decorado por el diseñador Francis Montesinos e irán precedidas por danzas tradicionales de la Cofradía.

En el recorrido participará la Cofradía de la Virgen del Remedio, y su Clavaría y Mayoralía que son los responsables de la iniciativa, así como los padrinos de las campanas y finalizará en las puertas de la iglesia del Remedio donde tendrá lugar una dançà en honor a la Virgen del Remedio y donde quedarán expuestas las campanas que serán preparadas para sonar después.

El párroco de la Asunción de Nuestra Señora y prior de la Cofradía, Vicente Cerezo, oficiará una misa y bendecirá las campanas que después sonarán, a pie de calle, ya que interpretarán el Himno de la Mare de Déu del Remei, aunque el estreno oficial del carillón será en el Corpus.

La instalación de las campanas, a cargo de la empresa valenciana “2001 Técnica y Artesanía”, se realizará este lunes y martes “para la cual, previamente, será bajada la campana ´María del Remedio` y por el hueco que deje se subirán las vigas con las campanas ya insertadas”, según fuentes de la Cofradía.

El carillón ha sido sufragado por los devotos que han apadrinado las campanas bautizándolas con nombres vinculados con la devoción a la Virgen del Remedio y la Cofradía. Así, entre otras denominaciones, figuran “piropos elevados a la Virgen en su traslado, como ‘Gracia i Remei de Llíria’ o ‘Reina perpètua de la Unió Musical’.

Se trata de un conjunto de campanas del tipo esquila y fundidas en cobre y estaño que estarán dispuestas en escala, con unos pesos que oscilan entre los 11 y los 54 kilos y unos diámetros entre los 200 y 425 milímetros.

El concejal de Cultura, Patrimonio y Turismo, Paco García, ha destacado que “el valioso patrimonio de la ciudad no para de crecer y de incorporar nuevos elementos que lo hacen más atractivo y lo consolidan como un enclave de referencia en el turismo cultural de la Comunitat”.

En Valencia existen tres carillones y ninguno con las características del que se va a instalar en Llíria: uno de ocho campanas en la ermita de Santa Llúcia, otro de 12 en la parroquia de San Josemaría Escrivá y el del Ayuntamiento de Valencia, con siete campanas.

Consulta aquí el Programa entrada carrillón Remedio

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.