La Guardia Civil y la Policía intensifican el control de los vertederos ilegales

basuras

El Ayuntamiento de Llíria multa con hasta 30.000 euros

El Ayuntamiento de Llíria reforzará el control de los vertederos ilegales a través de nuevas medidas entre la Guardia Civil, la Policía Autonómica y la unidad rural de la Policía Local para “poder llegar a todos los rincones del término municipal y localizar a posibles infractores”, según el concejal de Medio Ambiente, Francesc Fombuena. Además, ha apuntado, “el uso de drones ofrece un gran avance en la futura vigilancia de estas infracciones”.

En este momento el consistorio tiene identificados más de 200 puntos ilegales, “un grave problema que Llíria sufre desde hace años, porque crean focos de insalubridad, generan un elevado riesgo de incendio y provocan un efecto reclamo de incivismo continuado”, ha señalado Fombuena. “Esto ha supuesto, además, campañas extraordinarias de limpieza de las brigadas municipales, con un coste económico considerable quepagan todos los vecinos”, ha añadido.

El concejal de Medio Ambiente ha recordado que existe un servicio municipal de recogida a domicilio y un ecoparque abierto de lunes a sábado de 8 a 20 horas.

Asimismo ha recordado que deshacerse de enseres y basura en la vía pública está prohibido con multas de 600 hasta 30.000 euros.

La Guardia Civil identificó recientemente a una persona en las inmediaciones del paraje de Pla de Calbo como responsable de tirar basura en un vertedero ilegal restos de poda, sacos con ropa usada y de cemento con escombros. Los agentes han remitido el caso al Ayuntamiento para la apertura de un expediente sancionador, según establezcan los técnicos, una vez analizada la documentación aportada por la Guardia Civil.

 

 

No hi han comentari

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.