CSIF insta a Sanitat a reforzar con 30 técnicos en cuidados auxiliares de enfermería los hospitales Arnau y Llíria

Hospital Llíria

La central sindical alerta de la escasa dotación de plantilla en diferentes categorías en los dos hospitales del departamento

El sindicato CSIF ha pedido por escrito a Conselleria de Sanitat que “dote de 20 plazas estructurales de TCAE (técnico en cuidados auxiliares de enfermería) al hospital Arnau y de 10 al hospital de Llíria”. La central sindical destaca la “merma en la atención sanitaria al paciente” que sufre el servicio por la escasez actual de profesionales, que afecta también a otras categorías.


La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha trasladado la petición de “refuerzos estructurales en la categoría de TCAE” ante el retraso por parte de Conselleria en cubrir las plazas estructurales de estos profesionales, y debido “a la gran demanda existente para atender las necesidades de los pacientes”.


El sindicato explica que de las alrededor de 5.000 plazas que anunció Conselleria para incorporarse en mayo, únicamente dos de TCAE correspondieron al hospital de Llíria; y tres, al Arnau de Vilanova. No obstante, el 9% del conjunto de esas plazas no se cubrió, y Sanitat anunció que después de verano proveería otras 1.000. En suma quedan unas 1.500 por asignar.


La central sindical pide la creación de 30 plazas estructurales conjuntas en los dos hospitales del departamento Arnau-Llíria. En este sentido, recuerda que ya en abril, cuando únicamente Conselleria asignó cinco, “le trasladamos nuestra perplejidad ante tan escaso refuerzo y pedíamos que se aumentase el mismo”. El sindicato recalca “la importancia de estos profesionales en la atención directa al paciente y el esfuerzo que realizan cada día en unas condiciones de escasez de plantilla”.


CSIF, en el escrito que ha presentado recientemente, subraya “la gran demanda de profesionales existente para cubrir las necesidades de los pacientes”. El sindicato recuerda la infradotación de los hospitales de este departamento. A este respecto apunta que Conselleria no ha reforzado con personal estructural categorías como técnico de rayos ni ha creado una plaza de técnico de laboratorio y otra de técnico de farmacia en el hospital de Llíria, pese a la carencia existente.


El sindicato, respecto al hospital Arnau de Vilanova, también ha advertido de “la repercusión negativa en la calidad asistencial” que ha supuesto “la asignación de un único refuerzo en la categoría de celador” en mayo, ya que considera necesario un mínimo de seis plazas para adecuarse “a las propias necesidades trasladadas desde la Dirección del departamento a Conselleria de Sanitat”.


CSIF, igualmente, hace hincapié, en la importancia de la urgente creación de refuerzos de médicos intensivistas. Respecto a esta cuestión afirma que “el Servicio de Medicina Intensiva del departamento ha ampliado su capacidad asistencial en los últimos cinco años sin un incremento proporcional de plantilla”. Por ejemplo, se ha pasado de seis a 16 camas UCI. El sindicato solicita “la creación de un mínimo de seis plazas de refuerzo estructural de facultativo intensivista”.

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.