Los alumnos de 0 a 2 años irán gratis a la escoleta de Riba-roja el próximo curso

El pleno aprueba la medida con la única abstención de Ciudadanos

El pleno del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado una propuesta del PSPV para establecer la gratuidad de la escoleta infantil municipal para los niños de 0 a 2 años, de forma que las familias no tendrán que abonar nada por su asistencia a partir del próximo curso por primera vez en toda la historia de la enseñanza pública de la localidad.

 El acuerdo ha contado con el voto favorable del equipo de Gobierno socialista, PP, Compromís, EU, Podemos y Vox mientras que Ciudadanos se ha abstenido.

Les escoletes municipals de Riba-roja cuentan con un total de 281 usuarios que tomarán parte en el próximo: 29 alumnos de 0 a 1 años, 109 de 1 a 2 años y 143 de 2 a 3 años. La medida beneficiará en total a 138 usuarios en el próximo curso.

La aprobación de la gratuidad para los alumnos de 0 a 2 años se añade a las franjas de edad de entre 2 y 3 años que desde el curso pasado ya no tienen que pagar en los centros públicos de Riba-roja de Túria. De esta forma, queda garantizada una educación universal y gratuita para todos los alumnos que quedan exentos de pagar por su asistencia.  

Hasta ahora las familias de los escolares de entre 0 y 2 años debían pagar 50 euros por cada alumno que acudía a la escoleta, con la que se financiaba el 20% del coste total de cada plaza escolar, mientras que las arcas municipales debían afrontar el resto. Desde ahora el ayuntamiento asumirá la parte que aportaban las familias.

Durante el pasado curso el Ayuntamiento de Riba-roja recibió de la Conselleria de Educación325.281 euros para la financiación de la escoleta en la franja de 2 y 3 años, a los que se añaden otros 38.000 euros que la Diputación de Valencia otorgó a la localidad incluidos en el plan de mejora de los centros educativos públicos.

La ordenanza aprobada establece una bonificación del 100% en matrícula, mensualidad y comedor de les escoletes para aquellos alumnos que cumplan criterios de compensación educativa valoradas por los Servicios Sociales, en razón a su inestabilidad económica, circunstancias sociales o culturales, así como circunstancias étnicas o personales.

Como contraprestación social se exigirá la asistencia a la escuela de todos los miembros de la unidad familiar, la participación de los miembros de la familia en edad laboral en programas formativos por ayudas básicas, además de una participación social y una responsabilidad social.

1 Comment

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.