Riba-roja aprueba una Carta de Servicios para ayudar a las pymes

El pleno avala el papel de la administración en la gestión de los recursos

​El Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado por unanimidad la creación de la denominada Carta de Servicios de la Oficina de Atención al Licitador con el objetivo de ayudar a las pequeñas y medianas empresas (pymes) a optar a los contratos que, anualmente, conceden las administraciones públicas locales en materia de obras o servicios municipales.

​Uno de los objetivos y principios básicos del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria pasa por auspiciar un mayor protagonismo de las pequeñas y medianas empresas (pymes) en la adjudicación de los contratos y las licitaciones de los servicios públicos que diariamente concede una administración pública local en el ámbito de sus atribuciones y competencias legales vigentes en la actualidad.

​De hecho, una mayor oferta recibidas por el ayuntamiento en cada uno de los contratos ha supuesto un ahorro indudable en las arcas municipales, con un total de 3’8 millones de euros a lo largo de los años 2018, 2019 y 2020. La mayoría de las contrataciones llevadas a cabo por parte del consistorio se realizaron mediante procedimientos abiertos al máximo de empresas.

​Los procedimientos administrativos de licitación han tenido en cuenta determinadas medidas para elevar la participación de las pymes mediante una mayor publicidad y una mayor previsión para las mismas, un incremento de la planificación para la presentación de ofertas y una mejor definición de los lotes. Fruto de estos criterios, las redes sociales se han convertido en un canal fundamental de difusión, con el Portal del Licitador o algunas cuentas del ayuntamiento, con más de 4.600 impactos. Durante 2020 los anuncios alcanzaron a más de 1.000 empresas nacionales.

​Con la puesta en marcha de la citada Oficina de Atención al Licitador han quedado establecidos algunos aspectos como la relación de los servicios prestado habitualmente, las funciones de la propia oficina, los derechos y obligaciones de los usuarios en el marco de la oferta y la demanda de las adjudicaciones públicas y, por último, los compromisos e indicadores de calidad. Además, desde el departamento de Contratación se contribuye al camino a la excelencia en los servicios prestados por el ayuntamiento, en aspectos de revisión, actualización y mejora de los futuros compromisos de la ciudadanía.

​El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha subrayado el camino emprendido por la administración local “en su lucha por conseguir día a día una mayor transparencia, participación y compromiso en la gestión de los recursos públicos, avalado posteriormente por empresas privadas reconocidas en el sector y por los propios vecinos y contribuyentes que lo notan en su relación habitual”.

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.