CSIF denuncia el retraso en las obras de la nueva sede judicial de Llíria

manifestación CSIF Llíria

El sindicato ha llevado a cabo hoy una concentración para poner en evidencia el colapso del partido judicial

El sindicato CSIF ha llevado a cabo hoy una concentración de trabajadores de los juzgados de Llíria para denunciar el colapso que sufren. Además, se han trasladado al solar donde está prevista la nueva sede judicial para dejar en evidencia el retraso en las obras, que debían de haber empezado el día 21. También han mostrado a la Mancomunitat su malestar ante la falta de respuesta a las peticiones de apoyo.


La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha insistido hoy en los actos de protesta que está desarrollando en el último mes y medio para denunciar el colapso de los siete juzgados de Llíria, que provoca que los habitantes de comarcas como Camp de Túria, la Serranía o Rincón de Ademuz sufran que expedientes de divorcios, incapacidades o adopciones tarden más en tramitarse que en el resto de la provincia.


El sindicato reclama dos nuevos juzgados mixtos para aliviar la situación y poder ofrecer un servicio adecuado a la ciudadanía. En la protesta de hoy, la central sindical ha querido dejar en evidencia que la visita y el anuncio de la consellera de construcción de sede judicial “era una acción más de postureo y de templar los ánimos ante las reivindicaciones de los trabajadores organizadas por CSIF”.


La central sindical apunta que el inicio de las actuaciones estaba previsto para el pasado día 21; no obstante, hoy, día 29, todavía no han comenzado. La única intervención ha consistido en instalar el cartel anunciador y prohibir el aparcamiento en este lugar que utilizaban usuarios y trabajadores para estacionar sus vehículos.
El sindicato explica que la protesta de hoy ha constado de tres puntos de concentración.

El primero, como habitualmente, ha sido la puerta de los juzgados para denunciar la saturación y falta de personal que sufren. El segundo ha tenido lugar en el descampado donde se construirá la nueva sede judicial para dejar en evidencia el retraso de las obras, cuyo final, según el cartel, está programado para el próximo año, “algo que resultará imposible porque no han empezado todavía y tienen una duración prevista de 21 meses”.


La central sindical indica que el tercer punto al que se han trasladado los profesionales para concentrase ha sido la entrada de la sede de la Mancomunitat Camp de Túria. El sindicato explica que pidió cita con la presidenta de este organismo hace un mes para comentarle la situación y recabar su apoyo y que, desde entonces, no solamente no ha sido citado, sino que tampoco ha recibido respuesta oficial a su petición.

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.