Vitroglass

Riba-roja acogerá un call center piloto para aliviar la atención telefónica del centro de salud

centro de salud ribarroja

Estaba previsto para el próximo lunes pero se retrasa por dificultades técnicas

El área de salud de Manises ha comunicado hoy durante el encuentro con alcaldes participantes al Consejo de Salud, que Riba-roja de Túria y Quart de Poblet acogerán en breve un centro de llamadas –-call center – para aliviar la atención telefónica de los centros de atención primaria.

Durante la reunión telemática de más de tres horas y en el que estaban presentes representantes de distintos municipios del área, además de representantes del Comisionado, la gerencia del Hospital de Manises y representantes sindicales, se ha comunicado por parte de la dirección que Riba-roja de Túria estaría en disposición de ofrecer ese nuevo servicio en un plazo inferior a tres semanas.

Esos dos centros de llamadas permitirán atender a todos usuarios que llaman y resolver el problema de saturación en los centros de atención primaria de estos municipios.

El nuevo servicio será imperceptible para la persona que llame, ya que conectará automáticamente la llamada al centro de atención telefónica según la localización de la misma y antes de comenzar la locución automática. Según se ha trasladado, el centro de llamadas estaba previsto entrar en funcionamiento para el próximo lunes 21 de septiembre, pero “dificultades” técnicas han retrasado su puesta en marcha.

El alcalde de Riba-roja, Robert Raga, se ha alegrado de ese anuncio que llega en “un momento crítico en la atención telefónica por la cual hemos estado trabajando y luchando” tras subrayar que el consistorio lleva meses exigiendo a la gerencia y a Conselleria un aumento de los efectivos y de los medios técnicos.

“Es una de las soluciones que propusimos y que va permitir atender mejor y más rápidamente a nuestros vecinos y vecinas” ha añadido Raga quien espera que el centro de llamadas entre en funcionamiento lo antes posible y pueda servir de modelo para los demás municipios del área.

Raga ha vuelto a priorizar la atención personal entre facultativos y pacientes. “Pensamos que la relación personal tiene que volver lo antes posible para que el paciente pueda intercambiar algo más que un mensaje por teléfono” ha afirmado el alcalde quien ha incidido en que la cercanía es necesaria en estos momentos en los que muchas personas padecen la soledad, la incertidumbre de otras enfermedades o dificultades para el manejo de las nuevas tecnologías.

“Es evidente que no va a llegar inmediatamente; pero cuando podamos garantizar la máxima seguridad a los profesionales de la sanidad y a los usuarios, esa es la vía que debemos recuperar” ha trasladado Raga quien ha añadido que “mientras tanto, no podemos dejar de exigir una atención telefónica que esté a la altura de las circunstancias que estamos viviendo”.

El alcalde del municipio de algo mas de 23.000 habitantes lleva más de dos meses reivindicando una mayor atención telefónica que venga a paliar llamadas y citas saturadas y un malestar evidente en la población que ha trasladado con total claridad en varias ocasiones a la dirección del área de salud de Manises, la cual está operada por una empresa privada. Además ha vuelto ha solicitar la apertura del ambulatorio de Loriguilla cuyos vecinos son atendidos en Riba-roja.

No hi han comentaris

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà