Torre de Bofilla

torrebofilla

Los ojos de la taifa. Una joya defensiva.

Situada en Bétera, en una tierra privilegiada, elevada a 15 metros, se encuentra una joya considerada Bien de Interés Cultural (BIC). Se trata de una torre que perteneció a una alquería musulmana que pervivió tras la conquista cristiana. Llegó a nuestro tiempo sin destrucción ni incendio, y los restos que hay debajo de su tierra nos hablan de la vida en su tiempo, llevada a cabo aquí por su buena tierra y posición defensiva para la taifa de Valencia.

Origen y contexto
Todo el complejo de la alquería tuvo su origen, al parecer, a mediados del siglo XI, como sitio de resguardo, defensa y vida cotidiana de sus habitantes;  eran tiempos hostiles -de reconquista cristiana y otras incursiones- y todo el territorio que circundaba a Valencia era un entramado de caminos que discurrían a través de fortificaciones similares –ya analizadas hasta el momento-.

El conjunto

Todo el conjunto estaba pensado como un recinto fortificado, con una torre y un albacar1; toda su planta es rectangular y se dividía en dos partes: un sistema defensivo compuesto por la torre principal, torres secundarias, el albacar y la muralla; y por otro, la extensión de viviendas y edificios públicos.

Las excavaciones llevadas a cabo en las inmediaciones de la torre, nos cuentan de manera clara cómo era la vida aquí: las viviendas eran sencillas, estaban formadas por estancias principales, secundarias y un patio que las comunicaba; todas ellas se agrupaban en manzanas y bebían de los cuatro pozos de agua que había en Bofilla2 A su vez, dichas excavaciones desvelaron dos accesos dispuestos a norte –defendido por una torre secundaria- y sur –bajo la vigilancia de la torre principal-.

1Un albacar es un espacio amurallado que se adosa a una edificación defensiva para servir como refugio de pastores y ganado en situaciones de ataque o cualquier tipo de peligro.

2 Cabe destacar también los baños, que bebían directamente de estos pozos y daban lugar a la convivencia de sus habitantes.

José Fornieles
Arquitecto técnico UPV.
Doctor en arquitectura.
Especialidad en Construcción y materiales especiales.

Brandon Henao
Arquitecto UPV.
Maestro arquitecto (Tecnología).
Especialidad gestión transversal.

Álex Martínez
Arquitecto UPV.
Medalla europea mejor proyecto final.
Seleccionado en certamen Archiprix 2017.Especialidad material y arquitectónica

 

 

 

 

 

 

 

 

No hi han comentaris

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.