Buscan a los descendientes de cuatro valencianos deportados por los nazis

cartilla campo concentracion

El archivo alemán custodia objetos personales de una treintena de españoles

La Diputación de Valencia busca a los descendientes de cuatro valencianos deportados y enviados a los campos de concentración de Buchenwald y Neuengamme, que se suman a la lista de 653 valencianos enviados a campos de concentración durante la ocupación nazi.

La investigación llevada a cabo por Antonio Muñoz Sánchez, doctor en Historia vinculado a la Universitat Rovira i Virgili de Tarragona, ha sacado a la luz el caso de cuatro valencianos que fueron catalogados como presos políticos franceses. Los hermanos Roselló, Luis y Juan, Francisco Navarro y Víctor Roselló (sin lazos familiares con los hermanos Roselló) habían pasado inadvertidos por este motivo.

Este hallazgo ha permitido, además, conocer la conservación de determinados efectos personales. Esto ha llevado a la delegación de Memoria Histórica de la Diputación, dirigida por Ramiro Rivera, a pedir la colaboración de todo aquel que pueda aportar información sobre estas personas y sus descendientes.

La intención de la institución es facilitar la herencia de los efectos personales conservados en un archivo alemán a los descendientes de estos valencianos, algunos de los cuales consiguieron sobrevivir a la operación “Espuma de mar”.

En esta operación, muchas personas de la resistencia francesa en Grenoble acabaron en campos de concentración donde realizaban trabajos forzosos para la industria armamentística alemana.

Entre los objetos encontrados destaca un reloj de pulsera que podría pertenecer a Francisco Navarro, que aparece registrado con el número 30.946 en Neuengamme y que le fue confiscado a su llegada al campo. Este centro internacional de referencia sobre la persecución nazi busca a los familiares de una treintena de españoles.

Los hermanos Juan y Luis Roselló, nacidos en Favara en 1907 y 1913, respectivamente, fueron arrestados el mismo día en la ciudad francesa de Grenoble, donde residían. Otro de los deportados valencianos que residía fue Victor Roselló, nacido en 1910 en València. En 1944 llegaron al campo de concentración de Buchenwald.

Francisco Navarro, nacido en 1911 en València y registrado con el número 30.946 en el campo de concentración de Neuengamme, es el valenciano del que menos información se conoce. Sin embargo, se conserva un reloj cronómetro Dival, cuyas agujas se detuvieron cuando marcaban las tres menos cuarto.

El archivo alemán custodia objetos personales de una treintena de españoles deportados a campos de concentración y busca a sus familiares para poder entregarlos. 

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.