Retiran 51.520 kilos de amianto de la cubierta del futuro centro joven de la Cebera

cebera

La instalación estará a pleno rendimiento en dos años

El Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha retirado 51.520 kilos de amianto de la cubierta  la Cebera -‘Minguet’– dentro de la rehabilitación del edificio municipal para albergar un centro social, cultural y de ocio para los jóvenes.

Las obras de esta primera fase tienen un presupuesto de 130.000 euros y consisten en la sustitución de la cubierta y la restauración estructural de este antiguo almacén a cargo de una empresa especializada en la manipulación de este tipo de materiales peligrosos de forma que el fibrocemento actual retirado se sustituirá por una cubierta de chapa de acero galvanizado previos a la limpieza y a la pintura ignífuga que se imprimirá sobre la estructura existente.

La Cebera ocupa 4.994 metros cuadrados cuya actividad se centró en la manipulación y comercialización de la cebolla hasta que cesó cualquier tipo de labor en su interior y el Ayuntamiento de Riba-roja de Túria apostó por su adquisición tras desembolsar 1 millón de euros.

El proyecto consiste en construir un espacio de la localidad que en un máximo de dos años podrá funcionar a pleno rendimiento. Antes se podrá utilizar una parte del recinto en el que se podrán llevar a cabo las actividades de los Fadrins gracias a los trabajos que se han llevado a cabo durante las últimas semanas.

La segunda fase de las obras de adecuación de la Cebera se encargará de diseñar el resto de las estancias para albergar diversas expresiones sociales, artísticas y culturales para diversos colectivos juveniles gracias al convenio que se firmará con la Politècnica de forma que entre el ayuntamiento y los departamento de Bellas Artes y Arquitectura trazarán las líneas maestras de la actuación.

En su interior habrá locales de ensayo para grupos de música, un rocódromo, una pista de skate gracias a una estructura que se conserva del antiguo almacén de cebolla, además, de locales para representaciones de teatro, entre otras, y un punto de implantación tecnológica.

La báscula que todavía perdura en su interior se conservará para que en el futuro pueda ser conocido por todos los habitantes.

 

No hi han comentaris

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.