El Plan «Convivint» solo contemplará una residencia de la Tercera Edad en Bétera

ayuntamiento

El Ayuntamiento proyectaba una residencia, un centro de día y un centro ocupacional 

El Ayuntamiento de Bétera ha manifestado su «decepción» tras el anuncio de la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas por el Plan «Convivint», donde se determina que la localidad únicamente contará con una residencia de la Tercera Edad, pese a que las conversaciones con el Director General de Infraestructuras de Servicios Sociales, Enric Juan, versaban sobre las grandes carencias y necesidades de Bétera no solo en infraestructuras para mayores sino también para personas con diversidad funcional. 

Las reuniones, visitas y trabajo del área de Derechos Sociales con la Dirección General de la Conselleria se basaban en dar salida a las instalaciones de Casa Nebot, siempre y cuando se plantearan nuevas infraestructuras sociales en el municipio, en concreto una residencia, un centro de día y un centro ocupacional.  

Por ello, el Ayuntamiento ha ofrecido una parcela municipal de más de 3.000 metros cuadrados para albergar este complejo de diversidad funcional tan necesario para el municipio. 

Hasta el momento, el proyecto establecido en las instalaciones de Casa Nebot, y que había iniciado el anterior equipo de gobierno, se centraba en la ejecución de un Centro Integral de Mayores (CIM) del cual solo faltaba el visado por parte de la Conselleria. No obstante, en las primeras conversaciones con la Dirección General de Infraestructuras, se replanteó el proyecto puesto que la voluntad de la Conselleria era poner en macha una residencia de la Tercera Edad. 

“Desde la concejalía de Derechos Sociales valoramos la opción propuesta por la Conselleria puesto que el compromiso del Ayuntamiento está en dar un mejor servicio y de calidad a nuestros mayores, que requieren infraestructuras en Bétera. Sin embargo, después de cambiar el proyecto inicial del CIM por la residencia, esperábamos que la Conselleria cediera, esta vez, en la construcción de un complejo dedicado a los vecinos con diversidad funcional”, ha indicado la alcaldesa de Bétera, Elia Verdevío. 

«Sin duda, es un cambio justo después de que la concejalía de Derechos Sociales haya valorado la inversión en la ejecución de las instalaciones de la Residencia construida entre 2002 y 2003 que supuso a las arcas municipales más de 2,5 millones de euros.» 

“Es de justicia que nuestros vecinos vean recompensada esta inversión en otras infraestucturas tan necesarias y reivindicadas en el municipio como son las destinadas a personas con diversidad funcional”, ha señalado la concejal de Derechos Sociales, María Segura. “La residencia planteada ofrecerá acceso a cualquier vecino de la provincia de Valencia y no solo de Bétera. Por eso nuestro planteamiento era otro que diera un mejor servicio a los vecinos de Bétera prioritariamente” ha añadido Segura. 

No hi han comentaris

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà