La consellera Gabriela Bravo preside el acto del 25N en la comarca

La titular de Justicia apela a la conciencia social como herramienta clave

La consellera de Justicia, Gabriela Bravo, ha apelado este martes a continuar trabajando para erradicar la violencia de género haciendo especial hincapié en la necesidad de poner en marcha medidas que vayan más allá del ámbito doméstico y centren su atención en cuestiones como la trata y la prostitución que “son otra forma de violencia contra la mujer tácticamente aceptada por la sociedad”.

Así se ha pronunciado la diputada del PSPV-PSOE durante un acto organizado por los socialistas en la comarca del Camp de Túria con apoyo de la agrupación de la Pobla de Vallbona con motivo del 25N Día Internacional Contra la Violencia de Género.

En el acto también ha participado la secretaria general de los socialistas de la comarca, Lola Celda; la presidenta de Alanna, Chelo Álvarez; la abogada Amparo Vico; la comisaria directora operativa del Grupo Gamma de la Policía Local de Valencia, Estefanía Navarrete, y el secretario general del PSPV de la Pobla, Juan Pedro Serrano.

En este sentido, Bravo ha puesto en valor lo conseguido en los últimos años aunque “no podemos darnos por satisfechos y debemos seguir trabajando”. La consellera ha destacado algunas de las medidas impulsadas desde el Consell de Ximo Puig, como es la Red de Oficinas de Asistencia a las Víctimas y ha reivindicado la necesidad de seguir trabajando con los colegios profesionales para que los abogados se especialicen.  

“Se están poniendo en marcha muchos mecanismos, pero algo no estamos haciendo bien cuando solo el 20% de las víctimas se atreven a denunciar” ha apuntado y ha añadido: “Los poderes públicos tenemos la obligación de poner todos los recursos para que las mujeres no sientan miedo y, sobre todo, que no se sientan solas”. Así, ha destacado, en esta tarea tiene un papel “fundamental” la Oficina de Denuncias Especializadas en Violencia de Género por las cuales en su primer año han pasado más de 850 mujeres.

Durante 2020 la Conselleria de Justicia destinó cada día 20.000 euros al día a la lucha contra la violencia machista, pero en los próximos presupuestos está previsto aumentar la cantidad hasta los 30.000 euros diarios. Las cuentas de 2021 también contemplan ampliar la oferta formativa para profesionales de todos los ámbitos y acciones divulgativas para conciencias a la sociedad de que “esta insoportable vergüenza debe de acabar”.

No hi han comentaris

Deixar un comentari

El vostre correu no es publicarà.