Casinos desentierra su pasado íbero

yacimiento casinos

El yacimiento de El Castellar recibe 225.000 euros para las excavaciones

Ascendemos hasta la cima del cerro de El Castellar a 400 metros de altitud con un desnivel del 80% para visitar guiados por el alcalde de Casinos el yacimiento íbero del mismo nombre antes de que sea tomado de nuevo por los arqueólogos que llevarán a cabo la excavación más importante que se ha realizado en este enclave de íbero pleno (siglo IV a.C.) Para que nos hagamos una idea de la magnitud de los trabajos, esta fase de las excavaciones equivaldrá a una década al ritmo de las campañas anuales ordinarias. Todo ello gracias a la importante inyección económica del Estado que acaba de recibir el proyecto presentado por el Ayuntamiento de Casinos.

Este yacimiento, uno de los más de 30 de época íbera que formaban parte de la ciudad de edeta, hoy el Tossal de Sant Miquel, ha logrado colarse en la selecta lista de proyectos de recuperación del patrimonio histórico de toda España que se financiarán este año con cargo a los fondos que se generan para el 1,5% Cultural como consecuencia de la contratación de la obra pública del Ministerio de Transportes. En concreto, el Estado aportará 225.652 euros, lo que equivale al 75% del presupuesto del proyecto que llevará a cabo el consistorio del pequeño municipio de Camp de Túria, más conocido hasta ahora por sus turrones artesanos que por su patrimonio histórico, aún por descubrir para el gran público.

yacimiento El castellar

A través de la puerta de entrada al poblado íbero, situada junto a la torre, accedemos a lo que fueron las viviendas y talleres con Miguel Navarré, que nos hace de guía entre las ruinas de un enclave que fue pasto de las llamas. “Este año se va a excavar y consolidar la mitad del yacimiento, se pondrá en valor la avenida principal, las viviendas y la torre”, explica el primer edil de Compromís.
Además de las señales de las excavaciones que se han llevado a cabo desde el 2017 se pueden ver las huellas de los numerosos expolios que ha sufrido en las décadas de los 70 y 80 del siglo pasado y que han hecho desaparecer todo tipo de objetos de gran valor a manos de particulares, tal y como explica la arqueóloga Vanesa Albelda, coodirectora de las excavaciones junto a Francisco Perua.

El Ayuntamiento solicitará la vuelta a Casinos de las piezas del yacimiento que se exhiben en el Museu de Prehistoria de Valencia para el futuro museo arqueológico local

La intervención en este conjunto que está declarado como BIC pretende poner en valor los restos del poblado íbero para que en un futuro no muy lejano “un par de años” -añade Navarré- sea visitable a través de un servicio gratuito de visitas guiadas por arqueólogos y va acompañada de un ambicioso proyecto de crear un museo en el pueblo con las piezas que salgan a la luz en esta excavación y con las que ese exhiben en el Museo de Prehistoria, dependiente de la Diputació de València.

“Vamos a solicitar que todo el material que está en el Museo de Prehistoria vuelva a nuestro pueblo para dotar de sentido a lo que son los yacimientos. Lo que queremos es que los visitantes descubran el yacimiento y después vean las piezas en el museo para que exista una conexión entre el yacimiento y las piezas”, explica el alcalde.
El futuro museo se levantará en los terrenos municipales del antiguo campo de fútbol, donde también se ha proyectado un centro de día para personas mayores. “Será un museo arqueológico, pero servirá también para poder realizar exposiciones temporales en colaboración con otros museos”, apunta.

yacimiento El Castellar

El objetivo es que Casinos se convierta en un referente en el ámbito del patrimonio íbero en la comarca y en el resto de la provincia, siguiendo los pasos de Olocau, con el Puntal dels Llops o Gátova y su Torrejón. En este sentido, también se solicitará la entrada en la ruta de los íberos y se establecerán rutas turísticas, además de las citadas visitas guiadas gratuitas.

La próxima intervención servirá para recuperar el conjunto del poblado y la muralla de un enclave con una localización estratégica que funcionó como baluarte defensivo de la antigua edeta, avanza la arqueóloga.

No hi han comentaris

Respondre

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà