Se hacían pasar por guardias civiles para ofertar publicidad en falsas revistas policiales

guardia civil

La Guardia Civil de Llíria investiga a tres personas tras la denuncia de empresarios

El equipo de delitos tecnológicos de la Guardia Civil de Lliria Editeco, en el marco de la operación ‘Ziruelos’ ha investigado a una mujer y dos hombres, de entre 48 y 50 años, que se dedicaban a ofertar la inserción de publicidad en falsas revistas policiales, haciéndose pasar por agentes de la Guardia Civil.

A todos ellos se les atribuye la presunta autoría de los delitos de estafa continuada, usurpación de identidad, y falsedad documental, en relación al “modus operandi” usado para la consecución de sus fines.

El pasado año los agentes detectaron varias denuncias de empresarios que habían recibido llamadas de supuestos guardias civiles solicitando un pago en concepto de publicidad, realizado el pago alguno de ellos para publicitar su empresa en una revista de ámbito policial, no localizando la publicación tras realizar el pago correspondiente.

El grupo investigado realizaba llamadas indiscriminadas a empresas ofertando una supuesta publicidad en una revista relacionada con una asociación de la Guardia Civil, y en las webs relacionadas con esta.

Para la obtención de sus fines, estos se hacían pasar por componentes de la Institución, apelando al sentimiento ciudadano hacia la Guardia Civil, y advirtiendo a los empresarios con los que contactaban con posibles denuncias en caso de que  no se realizase la publicidad pretendida, instando a mantener la buena relación entre su empresa y la Guardia Civil.

Incluso remitían enlaces de la propia web oficial de la Guardia Civil y documentos de la asociación que supuestamente representaban para ganar la confianza de los empresarios, en el que facilitaban una copia de la publicación, cartas de la supuesta asociación, y enlaces de unas webs donde se publicaría la publicidad contratada.

Una vez obtenido el ingreso nunca se publicitaba lo contratado en ningún lado, aunque si generaba una “suscripción” a la supuesta revista en concepto de publicidad renovable.

Las webs donde supuestamente deberían realizarse esta publicidad estaban desactualizadas desde el año 2018, no existiendo ninguna publicación actual de la supuesta revista, ni ninguna publicidad inserta en las webs, ni en las propias ediciones. Tan solo figurando noticias relacionadas con el entorno de la Guardia Civil, utilizando símbolos corporativos de la Benemérita en las propias webs.

La publicidad fraudulenta en revistas de temática relacionada con la Guardia Civil, creadas en muchos caso con la única finalidad de insertar anuncios, es un problema de años, que afecta a gran cantidad de personas de buena fe que, creyendo hacer un bien para colegios de huérfanos, hermandades, mutuas, fundaciones y debidamente “manipuladas” por publicistas contratan la inserción de anuncios creyendo que con ello ayudan a la Guardia Civil.

Otras revistas, incluyen en sus portadas la palabra Guardia Civil y, en su contenido, fotografías de guardias civiles en todas sus especialidades y numerosos emblemas y logotipos alusivos a esta institución, lo que induce a confusión.

Aunque estas revistas están generalmente autorizadas e inscritas en el Ministerio del Interior, son administradas y dirigidas por entidades particulares sin vinculación con la revista oficial.

Las diligencias instruidas han sido entregadas en los Juzgados de  Primera Instancia e Instrucción de nº 3 de Llíria.

No hi han comentaris

Respondre

Your email address will not be published.