Un vecino reclama 1,3 millones por un terreno ocupado por el campo de fútbol

El Ayuntamiento de Riba-roja se reunirá con los propietarios no han recibido ni dinero ni permuta de suelo 20 años después

El pleno del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha rechazado la petición de un vecino de recibir 1,3 millones de euros por la ocupación de una parcela de su propiedad que el consistorio ocupó en 1998 para construir el campo de fútbol al considerar que los terrenos son de más titulares y la reclamación carece del amparo del resto.

Los hechos que originaron la reclamación se remontan a hace casi 20 años, cuando el consistorio llegó a un acuerdo con los propietarios de los terrenos sobre los que hoy se asienta el campo de fútbol para construir las instalaciones deportivas a cambio de recibir su valor en terrenos del futuro PAI del Calvari o una compensación en dinero.

Sin embargo, el plan urbanístico no se llegó a ejecutar y los ocho propietarios de los terrenos, que tampoco han recibido una compensación económica, ya no pueden solicitar la expropiación forzosa que les ampara la legislación urbanística actual ya que han transcurrido más de dos años desde su ocupación.

Los terrenos sobre los que se asienta el campo de fútbol no son plenamente municipales ya que el Ayuntamiento no los ha escriturado porque ni ha abonado su precio total ni lo ha compensado con el intercambio de terrenos en otra zona del término, según fuentes municipales.

Además, los dos depósitos de agua potable del Calvari se construyeron sobre terrenos propiedad del la comunidad de regantes y hace pocos meses el ayuntamiento se vio obligado a indemnizarlos con 60.000 euros por su ocupación efectiva.

Entre las conclusiones del pleno destacan que la ley de expropiación forzosa ordena tramitar un único expediente expropiador cuando el bien expropiado pertenezca en comunidad a varias personas y, por tanto, en los supuestos de varios propietarios “sólo es posible la expropiación con la aquiescencia de la totalidad de los copropietarios”.

Sin embargo, una solicitud posterior del propietario instaba a fijar el justiprecio sobre la mitad de la parcela, a pesar de que la ley no contempla este tipo de situaciones.

El pleno reconoce el derecho de los propietarios de los terrenos del campo de fútbol a recibir una compensación por la ocupación efectiva de los mismos que se realizó en su momento y el equipo de gobierno se reunirá con todos ellos para llegar a un acuerdo que permita compensar la ocupación de los terrenos, al igual que el pasado año se llevó a cabo con los dueños del Calvari para instalar los dos depósitos de agua potable.

El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha expresado su “estupefacción” por la gestión realizada en el proceso de construcción del camp de fútbol “por culpa de la mala praxis del PP que ejecutó un proyecto sin ser el propietario de los terrenos, algo sorprendente e insólito, especialmente porque los dueños de las parcelas a día de hoy, casi dos décadas después, no tienen ni el dinero ni terrenos en otro emplazamiento”.

No hi ha comentaris

Deixa una resposta

La vostra adreça de correu electrònic no es publicarà.

logo infoturia roig

InfoTúria Periòdic del Camp de Túria · C/Belgrado, 17 · La Pobla de Vallbona · Tel. 962744555

Contacta amb InfoTúria ací

Llicència CC 3.0
Segueix-nos en